image

Estás retirado y tus hijos se fueron de casa. ¡Es hora de tomar el volante!

El retiro laboral es una oportunidad maravillosa para descansar, pero también para emprender las aventuras que siempre has soñado, pero que has aplazado. Nada mejor que hacer de un vehículo el socio y el amigo de una nueva etapa.

Qué debes tener en cuenta al comprar un vehículo para tu retiro

Has terminado tu vida laboral y es momento de vivir nuevas experiencias, ¿qué tal hacerte al carro que siempre has querido y cuya compra has venido posponiendo? puede ser el mejor compañero para tus nuevos caminos.

Espacio, confort, seguridad y accesibilidad son las principales características que deben tomarse en cuenta al comprar un vehículo nuevo cuando se alcanza la edad del retiro laboral. Un nuevo vehículo puede ayudar a afrontar el “síndrome del nido vacío” cuando los hijos se van de casa, pues conducir en esta etapa de la vida es toda una hazaña cargada de novedades.

 

Tiempo de lectura: 3 minutos

Elegir un vehículo para disfrutar de tu retiro - 01

La experiencia de elegir a tu compañero de cuatro ruedas a la edad de tu retiro, no suele ser distinta a cuando no te había aparecido una sola cana, sin embargo, estás en una etapa emocionante en la que tu situación financiera puede ser favorable y podrás pensar en adquirir el vehículo que por años habías soñado. Recuerda que conducir te proporciona un grado de libertad indescriptible, no importa la edad.


Con un vehículo de nueva fabricación podrás descubrir las últimas novedades en seguridad y confort, diseños que te darán estatus y costos de mantenimiento reducidos.


¿Por dónde comienzo?


Recuerda estas tres variables a la hora de tomar la decisión: usabilidad, funcionalidad y calidad. Aprovecha que las automotrices ya ofrecen facilidades de compra que puedes conocer en el concesionario de tu preferencia.


Si decides adquirir un vehículo nuevo a crédito en Colombia, la edad no influye en mayor medida en el otorgamiento de los préstamos, y la mayoría de las entidades financieras y cooperativas ofrecen planes a personas jubiladas.


Las alternativas de pago son tasa fija, cuota fija, plazo fijo, tasa de interés y leasing (rentar el carro con opción de compra). No olvides preguntar sobre las líneas de crédito a la entidad financiera de tu preferencia, porque la mayoría ofrece préstamos especiales para la compra de carros.


¿Existen modelos especiales para los jubilados?


Entre las cualidades que en tu etapa de retiro pueden llamarte la atención de un vehículo se encuentran confort, ergonomía, eficiencia, diseño interior y peso del vehículo. También la simplificación de algunas funciones o la inclusión de tecnologías que permitan una conducción segura e intuitiva.


Estas son algunas de las características que puedes encontrar en el mercado para que disfrutes al tomar el volante y vivas nuevas experiencias:


- Carrocería elevada, que otorga una visión panorámica sobre el tráfico y, por lo tanto, mejora la seguridad.
- Modelos utilitarios, urbanos y compactos, fáciles de parquear y con bajo costo de mantenimiento y de consumo de energía.
- Espacios interiores amplios para transportar grupos familiares numerosos.

  • Selección del carro ideal - 02

Las marcas ofrecen novedosas tecnologías que te facilitan la conducción. Así, puedes conseguir sistema de apertura de puertas y encendido y apertura interna del maletero sin llaves; sistema de navegación por audio; cámaras y sensores para ayudar a estacionar; luces adaptativas o automáticas; control de velocidad de crucero adaptativo; sistemas de alerta de colisión frontal; sensor de puntos ciegos y sistemas de frenado automático, entre algunas características más.


Ten en cuenta estas recomendaciones a la hora de escoger un vehículo que te acompañe y te permita experimentar el placer de conducir con seguridad en tu retiro laboral:

1. Volante: es recomendable que sea lo más grueso posible, de manera que el agarre sea más fácil.
2. Tablero: debe ser lo suficientemente amplio para facilitarte la lectura de los datos y tener botones de activación sencilla.
3. Tamaño: Te recomendamos un vehículo mediano. Uno grande puede ser más complejo de maniobrar, mientras que uno pequeño puede resultar limitado en espacio.
4. Comodidad: es un aspecto tan importante como la seguridad. Los asientos de cuero facilitan la entrada y salida del auto en comparación con los de tela. Cerciórate que los apoyacabezas estén acomodados al nivel de la posición de tu cuello para prevenir el latigazo cervical.
5. Pedales: selecciona un vehículo que los tenga ajustables a la estatura del conductor.
6. Maletero: su tamaño depende de la carga que suelas llevar. Es preferible que su apertura sea eléctrica para que evites esfuerzos físicos al abrirlo.
7. Sistema de alerta de puntos ciegos: muy útil para identificar los vehículos a tu alrededor.
8. Sensores y cámara trasera: son esenciales, porque te alertan sobre la proximidad de una persona, objeto u otro vehículo.
9. Mecanismo antibloqueo de frenos, de control de tracción y de control de estabilidad: necesarios para maniobrar en situaciones extremas.

Conclusiones

 

● La experiencia de elegir a tu compañero de cuatro ruedas a la edad de tu retiro, cuando los hijos se han ido de la casa, no es muy distinta a cuando no te había aparecido una sola cana.
● En Colombia la edad no influye en mayor medida en el otorgamiento de créditos para vehículos y la mayoría de las entidades financieras y cooperativas ofrecen planes a personas jubiladas.
● Las marcas ofrecen en sus modelos orientados a personas mayores nuevas tecnologías que facilitan la conducción en esta etapa de la vida.
● Ten en cuenta estas recomendaciones y lánzate a la aventura que representa este nuevo ciclo.

Este sitio web usa cookies para personalizar el contenido, adaptar, evaluar los anuncios y ofrecer una experiencia más segura. Al hacer clic o navegar en el sitio, aceptas el uso de cookies.
consulta la política de cookies aquí